Rituales

Analicemos en detalle los diversos rituales, manías y costumbres que adoptan muchos estudiantes en época de exámenes.

Los hay desde los que simplemente tienen alguna pequeña manía a la hora de estudiar, hasta los que realmente tienen todo un ritual sin el cual acumularían índices extremos de ansiedad e inseguridad pre-examen. Algunos creen con fe ciega en la suerte que estos ritos o amuletos les proporcionan y luego estan los del “por si acaso” (como ocurre siempre a la hora de hablar de supersticiones).

Tenemos por ejemplo el clásico de utilizar el mismo bolígrafo para hacer todos los exámenes (y sólo para eso), pero también está el que tiene que estrenar un boli en cada examen y no volver a usarlo para nada más hasta que salga la nota. Luego tenemos a los que tienen que llevar un amuleto a todos los exámenes, que generalmente viene siendo el mismo desde que empezaron la carrera (pongamos como ejemplo una botella de agua en concreto).

Otras manías se centran más en el momento del estudio, como quien guarda todos los folios en sucio que utiliza para estudiar y no los tira hasta que termina todos los exámenes (aunque acumule una montaña de hojas inservibles).

Y por último están los que vuelcan su superstición en el momento de que salgan las notas, como por ejemplo que siempre les tenga que mirar la nota determinada persona, o mirarla ellos mismos pero de cierta manera en especial.

Personalmente, no soy estudiante de esta clase de manías, si acaso me tomo una tila para dormir mejor el día antes, aunque no me suele funcionar muy bien porque siempre acabo teniendo pesadillas; pero está visto que mientras existan los estudiantes, el abanico de supersticiones asociadas a estas épocas no cesará en su crecimiento.

10-06-2007. Reflexiones.

9 comentarios

  1. yodiriaqueincluso replied:

    Me he sentido más que plenamente identificada. No sólo guardo todas las hojas en sucio, si no que además las cuento. Hoy más o menos tendré entré 170 y 180. Me levanto en una hora que acabe en 7. En mi estuche llevo una castaña de plástico porque las castañas dan suerte. Llevo dos piedras blancas en el bolso que exactamente no se ni que son, pero un día decidí que me daban suerte y por si acaso… Llevo cuatro pulseras brasileñas en una muñeca. Hace cuatro años que estudio y hago exámenes con cuatro bolígrafos de propaganda de JB, que además son verdes y ese es el color de la esperanza.
    Pero además, si el primer examen me sale bien, utilizo algo de la ropa de aquel día en el resto de los exámenes. Y si no, esa ropa queda desterrada. Así me encuentro con mi camiseta de aprobar micro, que la llevaré al examen del miercoles.
    Y se me olvidaba, también llevo una pila, para saber hacer siempre los últimos problemas del examen.

  2. C-18 replied:

    No he entendido muy bien lo de la pila, pero está claro que padeces todos los tipos de superstición estudiantil habidos y por haber😉 .

  3. Sandía replied:

    Jajaja, qué bueno y qué cierto el post. Yo antes cuando me sentaba para empezar el examen me santiguaba, cruzaba los dedos, miraba por una ventana al cielo y tocaba tres veces madera, todo seguido. Ahí es nada. Pijadas que una vez haces de coña y luego por si acaso… hasta q por fin comprendí que suspendía igual.

  4. Sandía replied:

    Ahh! y en selectividad también me dio por los vaqueros de la suerte y los llevé los tres días y el primer día de carrera.

  5. Reena replied:

    Pues leyendo tu post me he dado cuenta de que no tengo ninguna manía rara jajaja

    Me gusta llevarme agua en abundancia, algo de comer y apagar el móvil, porque si vibra me desconcentra y ya no rindo…

    Ah, y nunca he perdido el sueño por un examen. Me cuesta dormir un poco, pero descanso😀

  6. Aguilucho replied:

    Yo recuerdo llevar en la calculadora, en un plastiquito que traía la funda, un sello de correos con el retrato de manolete, no era superstición creo y no me gustan los toros, pero el sello fue a parar ahí no se por qué y me acompañó a todas las clases y todos los exámenes durante años, hasta que terminé, de hecho ceía que aún seguía ahí el sello, pero acabo de mirar y ya no está.
    Solía ir a los exámenes con muchíííísima anticipación, ¿cómo que por qué? ¿y si se me cruza un gato negro y tengo que dar un rodeo para deshacer el cruce…?
    Y lo que era un ritual, el pipí 5 minutos antes de entrar aunque no tuviera ganas, eso empecé a hacerlo desde una experiencia HORRIBLE en un examen de estadística en primero de carrera.
    Por cierto, me ha molao mucho el post y todos los comentarios.

  7. miguev replied:

    Juaz, el post está genial pero el primer comentario es la remonda😀
    Yo creo que supersticiones no tengo, más bien son unas poquísimas costumbres muy comunes –como llevarme música instrumental (sin letras) para estudiar– y alguna al parecer nada común: desentenderme totalmente del examen desde que salgo de él, porque lo hecho hecho está🙂

  8. miguev replied:

    Olvidé comentar una cosa que sí se podría considerar ritual, superstición o costumbre rara: rascarme la barriga el día antes de un examen y tengo mucha barriga que rascar😀

  9. felixdavid replied:

    Yo siempre estreno un paquetes de hojas, y compro un lapicero.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback URI

A %d blogueros les gusta esto: